miércoles, 22 de julio de 2015

LA XUNTA DESPRECIA A VIGO

OPINION


Una vez más se demuestra que la Xunta de Galicia no trabaja para toda Galicia, sino para una parte muy concreta que obedece a unos intereses oscuros, pero cada vez más definidos.
La Xunta de Galicia, a través de un comunicado, ha informado de la grabación que realizará un equipo de la televisión holandesa en tierras gallegas. El viaje está organizado por Turismo de Galicia en colaboración con la Oficina de Turismo de España en La Haya, y en la planificación se incluyen poblaciones y lugares dignos de destacar en Galicia, como A Coruña, la Costa da Morte, Arousa, la Mariña Luguesa e incluso Pontevedra, pero no la ciudad de Vigo ni las islas Cíes.
 
Es obvio que existe una marginación en los planes de la Xunta de Galicia con respecto a Vigo, a pesar de que la gestión debe ser igual para todo Galicia y para todos los gallegos, que somos los que con nuestros impuestos sufragamos los gastos de un gobierno y de unas instituciones que, como ya digo, y aún cobrando de todos los gallegos, no trabajan para toda Galicia, sino para una parte. Por tal motivo, desde aquí deseo mostrar la más enérgica repulsa a este tipo de acciones.
 
Menos mal que al Gobierno actual de la Xunta de Galicia seguramente ya le queda poco tiempo, porque en las próximas elecciones, o bien las principales fuerzas de la oposición -PSOE y BNG-, o las nuevas fuerzas políticas emanadas de la calle —Podemos o las Mareas-, le darán un profundo cambio con el nuevo aire que tanto necesita Galicia. Lo malo es que, gobierne quien gobierne, no es tarea fácil eliminar esa rémora de incompetentes y chupavelas que se mueven alrededor del poder. Sea como fuere, el cambio en la Xunta resulta necesario por el bien de la democracia y por el respeto a los votantes, cuestiones que, obviamente, no se están cumpliendo, porque Vigo, una vez más, sigue marginado por la Xunta de Galicia.
 
Es obvio que volvemos a padecer las consecuencias de la envidia de las poblaciones del norte de Galicia. Con esta acción están reconociendo su eterno complejo, pero también se demuestran otras cuestiones mucho más profundas e inadmisibles, como es el propio clientelismo del Gobierno de la Xunta de Galicia con respecto a los intereses, fundamentalmente, de A Coruña. Por eso, a muchos vigueses nos gustaría que nuestros representantes políticos se hicieran eco del sentir general y que realizaran la oportuna protesta institucional; sin duda, sería aplaudida por toda la ciudadanía.
 
Julio Alonso. www.vigoe.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dános tu opinión